27 may. 2010

Arte y Género 1: el desnudo femenino


Como otros años, este curso el departamento ha participado en las Actividades para el Día de la Mujer: ¿Existe un arte femenino y un arte masculino? con la organización de la exposición "Miradas femeninas y masculinas en el Arte: el Desnudo Femenino" una encuesta virtual en la red y una mesa redonda
 


Seleccionar veinte obras de hombres y mujeres artistas en el campo de las artes plásticas no fue una tarea fácil.  EL planteamiento de  los criterios de selección pronto nos llevó a la conclusión de que había que crear un hilo conductor que facilitara la comprensión de las obras y concretara el debate en un punto. Decidimos elegir el desnudo femenino por ser uno de los puntos de partida de la irrupción crítica de las mujeres artistas en el mundo del Arte en los años 60. Estas iniciativas pronto se concretaron  en un cuestionamiento feminista radical de la propia Historia del Arte, cuando la historiadora Linda Nochlin, al preguntarse ¿Por qué no ha habido grandes mujeres artistas?, abríó una profunda crisis en el mundo académico que se vio obligado a reescribir la propia historia del arte. Paralelamente, el debate se dirigió  a  cuestionar el papel de las galerías y museos apuntando a la línea de flotación del sistema de legitimación del Arte desde el siglo XVIII.  En este sentido, recordamos una obra emblemática realizada por un grupo de artistas-activistas anónimas, las Guerrilla Girls, que directamente señalaron con el dedo a esas instituciones que mantenían y alimentaban la discriminación de las mujeres artistas, cuando en 1984 colocaron un cartel frente al Metropolitan Museum de Nueva York en la que hacían la siguiente pregunta:

¿Tienen las mujeres que estar desnudas para entrar en el Metropolitan? Menos del 5% de los artistas en las secciones de Arte Moderno son mujeres, pero un 85% de los desnudos son femeninos. . que  posters en las calles de Nueva York para denunciar el desequilibrio de género y racial de los artistas representados en galerías y museos.


 La situación de las mujeres artistas hoy ha mejorado pero no se ha llegado todavía a una iguadad, como se puede inferir de los siguientes datos, publicados en la red por el grupo " mujeres en las artes visuales":
  • Del total de licenciados/as en Bellas Artes en el curso 2003-04, el 64% eran mujeres y el 33% hombres.
  • De las 177 exposiciones individuales del Consorcio de Galerías de Arte Contemporáneo sólo 34 fueron de artistas mujeres
  • De las 94 exposiciones individuales organizadas por el MNCARS, el MACBA y el IVAM entre 2005 y 2007, tan sólo 15 (16%) estuvieron dedicadas a artistas mujeres.
  • Sólo un 7% de artistas españolas en ARCO 2010
Las obras selecionadas no son demasiado conocidas para ojos no expertos y recogen obras de distintas epocas históricas y distintas técnicas (escultura, videoarte, pintura...). Las posibilidades son inmensas pero finalmente acordamos, sin pretender un rigor científico, la siguiente selección:






Los resultados de la encuesta, sin ser representativos por el número de participantes y por su carácter anónimo, arrojaron claramente algunas ideas interesantes que dejamos a la reflexión de los lectores de este artículo. Sin embargo no renunciamos a destacar las siguientes : 

La mayor parte de las obras han sido adscritas a hombres artistas, identificando claramente  las obras realizadas por hombres con porcentajes superiores al 70%, con la excepción de la obra de HANS BELLMER. La Muñeca (1934) que sólo ha sido identificada por el 58% de los encuestados. Paloma Rodríguez-Escudero relaciona esta obra  "un mundo interior atormentado que expresa en las duras imágenes su erotismo reprimido. La muñeca encarna la mujer que no se pudo poseer, ofrece la facilidad de su manipulación, puede soportar las desviaciones del instinto. Es un objeto erótico en el más profundo sentido del término al que además, como en venganza, se le despoja de todo sentido de belleza, hasta convertirlo en la personificación del desagrado".


Sólo tres obras de veinte fueron claramente adscritas a mujeres artistas con porcentaje mayores del 50%, y aluden a la deconstrucción del imaginario masculino de las sirenas y la negación de una mirada sobre el cuerpo femenino como objeto sexual. Es decir, podrían inscribirse en posiciones claramente feministas puesto que desvelan o se oponen los tradicionales estereotipos masculinos sobre el cuerpo femenino.


Cuatro obras realizadas por mujeres artistas han sido adscritas con un altísimo porcentaje (74% ) a  hombres artistas. Son obras que denuncian situaciones de dominación masculina y sus efectos sobre mujer así como la obra de Marina Nuñez que nos muestra un mundo de ficción protagonizado por un mujer ciborg y maleable gracias a la tecnología,. En general, temas que no se identifican con los estereotipos tradicionales sobre lo "femenino".
    Las actividades desembocaron el día 12 de marzo en una Mesa Redonda que se inició con una magnífica ponencia de la profesora Antonia Álvarez sobre Artemisa Gentilechi  y terminó con la exposición de los resultados de la encuesta, el debate y las conclusiones. Participó el alumnado de 1º y 2º de Bachillerato, 4º de ESO y PCPI-2.

     
    Muchas son las conclusiones que podríamos sacar de esta experiencia que esperemos tenga continuidad en próximos cursos. Sin duda la más importante es que el papel de la mujer en las artes plásticas y visuales sigue siendo una tema de debate en la actualidad  y objeto de exposiciones recientes como la de Elles en el Centro Pompidou (París) el pasado verano o la de próxima inauguración de Nosotras en el CAAC( Sevilla).

    En cualquier caso, la reflexión que se haga sobre el papel de la mujer en el arte ha de contemplarse como un pretexto para reflexionar sobre el papel de la mujer hoy, y sobre la supuesta dualidad de géneros, en un momento en el que nada está tan claro, ni siquiera la existencia de solo dos géneros y  en el que las fronteras  entre lo masculino y lo femenino son difusas, de forma que los roles de género no están tan claros, especialmente los valores tradicionales atribuidos a la feminidad.

    Rosa María Baena
    Antonia Álvarez


    Cartel by Marcos Carrión Álvarez.